Sana a tu niño interior

Sana a tu niño interior

Ya habrás escuchado antes la frase: “sana a tu niño interior”, o leído algunos de los libros sobre el tema, si aún no sabes de qué se trata, en este articulo te voy a orientar sobre el concepto de niño interior y te dejaré un ejercicio para conectar con el/ ella y hacer tu vida más satisfactoria.

¿Qué es el niño interior?

El niño interior es un concepto nacido de la terapia Gestalt. Es uno de los elementos más valiosos y útiles desde esta terapia para facilitar la resolución de miedos, aprehensiones y obstáculos aprendidos desde la niñez y que siguen afectando en la vida adulta.

Como sugirió Carl Jung, el niño representa una "plenitud que abarca lo más profundo de la naturaleza".

En otras palabras, la voz del niño interior es fundamental en el proceso de llegar a ser nosotros mismos, cómo nos relacionamos y cómo actuamos en el mundo exterior.

Niño interior sano o niño interior herido

El niño interior se forma fundamentalmente a partir de las experiencias durante los primeros años de la infancia. Ya sean estas positivas o negativas.

Así que dependiendo del tipo de experiencias que hayamos tenido y de cómo las hayamos interiorizado, podemos encontrar 2 clases de niño interior.

Si las experiencias tanto positivas como negativas fueron resueltas de manera afable, se puede decir que el niño o niña interior es sano o vital y este se ve reflejado en un comportamiento con tendencia:  alegre, optimista y sensible en la adultez.

O si, por el contrario, las experiencias o las necesidades de niño nunca fueron atendidas, podemos estar frente a un niño o niña interior herido. Y se puede reflejar en un comportamiento adulto temeroso, irritable o malhumorado.

¿Sabes si tu niño o niña interior está herido o herida?

Todos cuando fuimos pequeños vivimos experiencias negativas y positivas, sin saber bien de qué se trataban. O bien tuvimos necesidades que fueron o no atendidas por los adultos.

Un ejemplo simple; si un niño tuvo unos padres exigentes y poco afectuosos. Es posible que el cariño estuviera ausente. Y si en las experiencias en la niñez ese niño tuvo una enfermedad y recibió más atención cuando estuvo enfermo puede acabar usando repetitivamente esta estrategia para obtener cariño, esto puede terminar en un comportamiento adulto de víctima o manipulador.

 Es decir, que a partir de la educación que recibió ese niño y de las experiencias que vivió, interpreto que para que lo quieran debe tener una determinada actitud y con esa idea empezó la construcción de sus herramientas que considera le ayudarán a sobrevivir, ser aceptado y querido.

Como podrás imaginar las emociones de aquella carencia afectiva, lo sentimientos negativos afloran una y otra vez determinando cómo reacciona ante la realidad en la adultez.

Si tienes miedos irracionales, sientes rencor, odio o tristeza a menudo, respondes de manera desmedida ante situaciones poco relevantes o no logras comprender algunas de tus reacciones en las relaciones interpersonales, es probable que tu niño o niña interior esté herido o herida.

La importancia de sanar tu niño o niña interior

Para Fritz Perls, fundador de la escuela Gestalt, una persona que en su infancia interrumpió procesos importantes para su maduración para poder llegar a vivir de una forma plena; de adulta, habrá acumulado muchas situaciones inconclusas, que generaran innumerables bloqueos y patrones de relación que hacen que sean capaces de vivir la vida de forma presente, consciente y plena.

En conclusión, el objetivo del trabajo con el niño o niña interior está en poder cerrar ciclos que no fueron concluidos o que no pudieron ser controlados y que mantienen algunas heridas en la vida adulta.

¿Cómo sanar a tu niño o niña interior?

Cuidar al niño interior es de vital importancia en la terapia Gestalt para mejorar la salud emocional y para mantener una sana autoestima.

Un niño interior sano nos despierta la ilusión, la creatividad, la espontaneidad y la alegría. Sanar a tu niño o niña interior requiere de un trabajo de autodescubrimiento que puede resultar doloroso. En estos casos el acompañamiento de un terapeuta Gestalt es el camino indicado.

Ejercicio para iniciar una sanación de tu niño interior.

Tómate un momento para sentirte a cómoda, toma 3 respiraciones profundas, cierra los ojos suavemente e imagínate a la edad de 7 años. Trata de visualizarte como eras físicamente en ese entonces. (Puedes mirar una fotografía tuya de esa época para ayudarte a recordar más vívidamente).

Seguidamente imagínate en tu habitación, trata de recordar todos los detalles posibles de tu lugar preferido para jugar a solas. Recuerda los muebles de la habitación, de qué color eran los muros de la habitación y lo que solías hacer cuando estabas a solas. (Cuantos más detalles reales traigas al ejercicio mayor efecto tendrás de la actividad).

Ahora imagínate tal como estas ahora de adulta. Imagina que estás entrando a la habitación que tenías cuando eras pequeña. Abres la puerta y ves a una niña pequeña, tú en tu habitación.

En la habitación estás tú, tal y como eres ahora, acompañando por un momento a tu niña de la infancia.

Toma el valor necesario y dile que a partir de ahora estará a salvo, que la cuidarás y aceptarás como se merece. Despídete de ella.

Nuevamente toma tres respiraciones largas y profundas y abre lentamente tus ojos.

Reflexiona sobre las emociones que tenias antes y despues del ejercicio.

Este es un ejercicio que puedes ir haciendo a lo largo de tu vida, ya que a veces la vida misma te presenta situaciones que reactivan recuerdos y abren heridas que quizás no sabías que estaban ahí.

Si deseas te dejo aquí un enlace a una meditación guiada:

Te invito a continuar tu lectura con los siguientes artículos relacionados con este tema: El poder del amor propio, La resiliencia, Como perdonar mejora tu salud.

Espero que la información anterior te ayude a mejorar tu vida, tu bienestar emocional y que comprendas en solo de ti depende el éxito de tus relaciones.

¿Conoces a alguien que este artículo podría serle útil?, ¡Compártelo!

Te dejo el enlace de contacto.

Mi deseo es acompañarte en tu proceso de cambio y desarrollo personal. Te ofrezco espacios de reflexión y exploración personal para que puedas lograr mayor calidad y bienestar en tus relaciones.

Sígueme en Telegram, Facebook e Instagram y recibirás información y artículos sobre temas relacionados con el bienestar emocional y desarrollo personal.

Cuéntame sobre qué temas te gustaría leer en PaolaPico.com

Escríbeme a: [email protected]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

PaolaPico.com © 2022
menu-circlecross-circle linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram